Deportes

AUTOMOVILISMO F1: Aston Martin retira la apelación por la descalificación de Vettel

La marca indica que «había nuevas pruebas claras de un fallo en el sistema de combustible». La FIA las consideró como «no relevantes» al caso.

Definitivamente, Sebastian Vettel no recuperará su segundo puesto del Gran Premio de Hungría. El piloto alemán fue descalificado de la última carrera que la Fórmula 1 ha disputado antes de este parón veraniego, después de que la FIA no pudiera extraer de su Aston Martín el mínimo de un litro de combustible que debe tener el monoplaza en las inspecciones técnicas que se realizan al término de cada prueba del campeonato.

Ante la sanción, la marca dejó claro desde un primer momento su intención de apelar la descalificación, presentándola solo unos días más tarde a través de un comunicado de prensa en el que indicaban “haber descubierto nuevas pruebas significativas relevantes a la sanción que no estaba disponible para él en el momento de la decisión de los comisarios de la FIA”. Entre estas pruebas, Aston Martin indicaba que en el monoplaza de Vettel había “más de 1.0 litro de combustible en el auto después de la carrera, 1.74 litros de acuerdo con los datos”. Con lo cual, la descalificación habría sido injusta para el piloto alemán.

Tras la confirmación de esta apelación, la marca había sido citada por los comisarios de la FIA para este pasado lunes, 9 de agosto. Una jornada en la que se iban a revisar estas nuevas pruebas por parte de Aston Martin, sin embargo, la FIA las consideró «irrelevantes» al no poder probar que quedaba más de un litro de combustible.

Desde la escudería, con sede en Silverstone, intentaron explicar que, en el momento de la investigación, también se descubrió un fallo técnico que habría derivado en una fuga de combustible. Por lo tanto, la cantidad de gasolina no era, ni mucho más, la esperada por parte de la marca en un primer momento. Pero los comisarios consideraron «no relevante» esta explicación al tratarse de «una infracción al reglamento».

Poniendo fin a este culebrón, la marca estudió su posición y determinó que lo mejor era retirar la apelación por la sanción a Vettel y admitir la descalificación del piloto alemán. Así lo ha anunciado Aston Martin en sus redes sociales: «Habiendo considerado nuestra posición y habiendo tomado nota del veredicto de los comisarios de la FIA de que había nuevas pruebas claras de un fallo en el sistema de combustible, hemos retirado nuestra apelación sobre la base de que creemos que hacerlo supera los beneficios de que se escuche».

Imagen

Con esto, Lewis Hamilton se queda de manera definitiva con la segunda posición del Gran Premio de Hungría, por detrás del gran campeón de la cita, Esteban Ocon. Completando el podio, Carlos Sainz mantiene la tercera posición con su Ferrari.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.