Mundo

Justin Trudeau: El Papa debería disculparse en suelo canadiense por el papel de la Iglesia católica en las escuelas indígenas

El comentario se produce después del hallazgo de cientos de tumbas anónimas en los antiguos internados para niños indígenas.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, ha afirmado que instó al papa Francisco a visitar el país para disculparse por el papel de la Iglesia católica en la administración de los internados para niños indígenas donde recientemente se han encontrado cientos de tumbas anónimas, reseña AP.

El mandatario aseveró que los canadienses están «horrorizados y avergonzados» por la política del gobierno de obligar a los niños indígenas a que asistan a esas escuelas.

«He hablado personalmente con Su Santidad, el papa Francisco, para recalcarle lo importante que es no solo que se disculpe, sino que se disculpe con los canadienses indígenas en suelo canadiense», indicó Trudeau. «Sé que el liderazgo de la Iglesia católica está buscando y participando muy activamente en los próximos pasos que se pueden tomar».

Los líderes de grupos indígenas canadienses informaron el jueves que investigadores han hallado más de 600 tumbas sin marcar en el sitio de la antigua Escuela Residencial Indígena Marieval para niños indígenas, que estaba ubicada en el sureste de la provincia y operó desde 1899 hasta 1997.

En un comunicado, el primer ministro canadiense expresó que estaba «terriblemente entristecido» por ese descubrimiento.

«Mi corazón está destrozado por la nación indígena Cowessess después del descubrimiento de niños indígenas sepultados en el antiguo internado Marieval», señaló Trudeau. «Contaremos la verdad sobre estas injusticias», agregó.

La noticia llega semanas después de un descubrimiento similar de los restos de hasta 215 niños fuera de una antigua escuela residencial en Kamloops, una revelación que arrojó luz sobre el brutal abuso que sufrieron los estudiantes indígenas en la red de escuelas que funcionó en Canadá durante décadas.

Tras el hallazgo, el papa Francisco expresó el domingo su «dolor» e instó a las autoridades religiosas y políticas a que se comprometan a esclarecer lo ocurrido. Sin embargo, no ofreció la disculpa formal que muchos demandaban.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *