Sociedad y Cultura

NASA investiga un OVNI que pasó cerca de la Tierra este último martes

Se habría identificado la naturaleza del objeto que pasó a menos de 50.000 km de nuestro planeta.

Al investigar el espacio exterior en estos últimos tiempos nos hemos encontrado con todo tipo de fenómenos que vale la pena destacar. Sin ir más lejos, antes de terminar el año nos quedan algunos increíbles, como un eclipse solar total y la conjunción o alineamiento entre Júpiter y Saturno, ambos eventos que pasan cada muchísimo tiempo. Ahora, la NASA estaría investigando un OVNI que pasó cerca de la Tierra.

En el espacio exterior alrededor de nuestro planeta, como sabemos, hay orbitando montones de objetos. Muchos de estos son satélites activos, mientras que otros son basura espacial, que se transforma en cada vez un mayor problema. Pero también están aquellos objetos que son parte del sistema solar y si bien no orbitan alrededor de la Tierra, por alguna razón a veces cambian su trayectoria y se cruzan con nosotros.

Muchos de estos suelen ser inofensivos, aunque algunos tengan un tamaño enorme y pasen cerca nuestro. Este pasado martes, uno pasó a menos de 50.000 kilómetros del planeta. Todavía los científicos no saben si es una pequeña luna que no puede escapar de la gravedad de la Tierra o si se trata de un satélite en desuso. Además, los astrónomos pronostican que volverá a pasar dentro de unos meses, en febrero o marzo de 2021.

El objeto fue descubierto el 17 de septiembre, y se lo llamó 2020 SO. Al principio se pensaba que era un asteroide de entre 4,5 y 10 metros de diámetro. Pero los científicos del Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra (CNEOS – Center for Near-Earth Object Studies) de la NASA lo descartaron, y desde aquel entonces no consideran que se trate de un cuerpo natural.

Parecería que es un cohete propulsor de la sonda Surveyor 2, la fallida misión lunar Atlas-Centaur 7 de la NASA que fue lanzada al espacio el 20 de septiembre de 1966. El Surveyor 2 se estrelló contra la luna, y este sería una parte del mismo. Hay que tener muy claro que estos objetos no son una real amenaza para la Tierra, pero sí sirve tenerlo todo catalogado tal como hace la NASA con ellos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.