Deportes

El Milan no echa de menos a Ibrahimovic y sigue arrollando en Italia

Nuevo triunfo para los de Stefano Pioli, que siguen demostrando ser claros candidatos al título liguero. El cuadro ‘rossoneri’ se impuso por dos goles a una Fiorentina muy frágil, que deja sobre el terreno de juego graves carencias, principalmente en la zaga defensiva.Los de Cesare Prandelli comenzaron con fuerza el partido, encerrando por momentos al Milan y acechando la portería de Donnarumma.

Sin embargo, poco duró la alegría para el conjunto ‘viola’, pues cuando mejor estaban sobre el campo, una jugada a balón parado -en el minuto 17- ejecutada desde un córner que acabó rematando de cabeza Romagnoli, tras la previa peinada de Kessie, puso el 1-0 en el electrónico.

Ante el gol, la Fiore no se vino abajo, reaccionando de manera fantástica y a punto estuvo de obtener la recompensa a través de las botas de Vlahovic, pero este acabó topándose con el travesaño. Pocos minutos transcurrieron tras ello, cuando en un balón al hueco que recibió Rebic, Pezzella se tiró al suelo y cometió penalti sobre el croata, siendo transformado por Kessie, que certificó la ventaja engañando al meta y subió el 2-0 en el marcador.

Pudo anotar el tercero antes del descanso el cuadro de Pioli, a través de la pena máxima tras el error garrafal de Martín Cáceres, que con el brazo cometió penalti sobre Theo Hernánez, tras un recorte del francés dentro del área chica. No obstante, esta vez sí estuvo fino el meta polaco y frenó el disparo de Kessie con una gran estirada.

La segunda mitad estuvo más igualada, donde las imprecisiones reinaron sobre el césped, pero con un Milan muy seguro en defensa, destacando las buenas actuaciones del danés Simon Kjaer, que actuó de líder de la zaga y no permitió que los atacantes ‘viola’ le generaran peligro a Donnarumma.

Las mejores ocasiones del segundo tiempo ocurrieron prácticamente al inicio de este, con un chut ejecutado por Calhanoglu desde el borde del área que se estrelló contra el palo y dos minutos después, la oportunidad más clara para la Fiorentina, con Ribéry desmarcándose y recibiendo un pase que le dejó solo ante el meta italiano. No obstante, el intento de picada del francés fue despejado con una gran manopla del portero, que salvó el gol.

Así, nuevo triunfo, uno más para este Milan que genera la sensación de poder aspirar a todo, con siete victorias y dos empates en nueve partidos, sin conocer la derrota aún y convirtiendo San Siro en un fortín inexpugnable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.